11 de Junio de 2005 | VICTOR SALAZAR BENITEZ (Asportec). 11-6-2005 | PREPARADOR-DE INTERéS

SOBRE NUTRICION (1)

            Una de las consultas más habituales que tengo es sobre la alimentación. Todo deportista sabe que comer bien es uno de los pilares básicos sobre los que se va a sustentar su rendimiento. Incluso voy más allá: casi todo el mundo sabe qué es lo más adecuado y qué es lo que más le perjudica. Sin embargo detecto que casi nadie come bien: cantidades desproporcionadas, mala distribución, ingesta de alimentos nada recomendables, ... ¿A qué conduce todo esto? A sobrepeso generalmente (aunque también encontramos a veces déficit) y a una falta de nutrientes básicos  que van a limitar el rendimiento. Para ser gráficos: si nos falta el combustible adecuado, el coche ( por muy bueno que sea) no anda.

No descubro nada nuevo con esto. Sin embargo cuando le digo a mis deportistas que apunten durante tres días todo lo que comen para luego enseñármelo me encuentro con desagradables sorpresas. Y no el hecho de comer fritos, bollos, dulces de todo tipo, carnes grasas, ... sino también la no distribución adecuada en cinco tomas diarias, el no respetar esos porcentajes ya tan conocidos como un 60% de hidratos de carbono, 15-20 % de proteínas y 20-25% de grasas, etc.